domingo, 9 de octubre de 2011

Ensartaba los ojos







Son avecillas que discurren entre caminos de cielo y florestas de nubes que se dibujan con pinceles de aire y lágrimas de lluvia,que en algún instante besarán los campos de tus años, los frutos que nacieron para dejarte ser memoria de los que te quisieron con el corazón.




Ensartaba los ojos


Ensartaba los ojos
en el cielo
y rompía el espacio
que de allí me separaba,
rutilando las estrellas,
pupilas
que me llamaban.
Entretanto,
se derretía el tiempo
en el fondo de la nada,
impalpable,
infinito y eterno
como arena en el desierto,
partículas de nada
que escurren por los dedos.
También,
vibrando entre las sombras,
sonidos,
campanas que inventan
las notas,
ligaduras del alma
y sombras de los pasos,
huellas que me acompañan.
Ahora escucho timbales
encubriendo el piano
de trinos y arpegios lleno,
gritos que me cortejan
y tonos que me regalan.
Sueños como alondras
y voces en la noche,
edenes que quiero ver
para cuando no sea,
o acabe de ser.



Manolo Madrid
Del poemario “Palabras, sólo palabras”


Etiquetas: , , , ,

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal